Circuitos y sistemas de los grupos electrógenos

Los grupos electrógenos son máquinas capaces de proporcionarnos electricidad en cualquier parte gracias al motor de combustión interna que incorporan. De esta forma, no necesitarás conexión a la red eléctrica para alimentar las máquinas que quieras o, en otros casos, podrás complementar esa electricidad de la red con uno de estos grupos para asegurarte de que la eficiencia energética es la mejor y que no te quedarás sin electricidad en el caso de que la red falle por cualquier motivo.

Todo esta tecnología que se ha ido perfeccionando con el paso del tiempo, incluyendo la calidad de los circuitos eléctricos, dieléctricos y demás sistemas magnéticos.

En este post queremos hacer un repaso general sobre todos estos sistemas y circuitos que tienen los grupos electrógenos y que son tan importantes. Así, esperamos que al final de este artículo puedas entender cómo funcionan y por qué los grupos los incorporan de la forma en que lo hacen.

Circuitos eléctricos en los grupos electrógenos

Como no podía ser de otra forma, como los grupos electrógenos proporcionan energía eléctrica, deben incluir circuitos eléctricos para ello.

Las principales partes de los circuitos eléctricos son los propios conductores, que están bobinados para cumplir con la Ley de Faraday y poder transformar el giro mecánico en energía eléctrica a través de imanes, las conexiones entre ellos, lógicamente.

Estas bobinas están en disposición radial y en el centro de esta disposición estaría el eje magnético que gira (en este caso, gracias al motor de combustión). De esta manera, el giro del campo magnético inducirá una corriente eléctrica en los conductores bobinados. A partir de ahí, se tratará la electricidad de la forma apropiada para que finalmente se pueda utilizar como salida del grupo electrógeno.

Aunque parecen elementos y conceptos sencillos, es importante tener en cuenta que la calidad del montaje y los materiales utilizados son absolutamente cruciales. 

Normalmente, los materiales más utilizados son el aluminio y el cobre para los conductores eléctricos, que además podrán tener formas redondas o cuadradas. Si el aluminio y el cobre utilizados no están en perfecto estado o son de baja calidad, la corriente eléctrica que conducirán tendrá pérdidas mucho más altas e, incluso, pueden llegar a provocar un fallo general por sobrecalentamientos.

Circuito dieléctrico-térmico

Como todos los dispositivos dieléctricos, la función de estos es la de proteger ante cortocircuitos y otros perjuicios que puede provocar el traspaso indeseado de corriente eléctrica entre diferentes dispositivos.

En un grupo electrógeno, las principales zonas a proteger con estos dieléctricos son los conductores y bobinas que comentábamos en el apartado anterior. 

Para ello, se utilizan en forma de láminas separando las bobinas entre ellas y los núcleos de los conductores. Pero también están presentes como barnices o esmaltes, cubriendo los conductores de cobre o aluminio y los bobinados, a los que aportan también cierta adherencia.

Por supuesto, los materiales de los dieléctricos y la forma de aplicación son cruciales, puesto que son indispensables para proteger al generador y al resto del grupo electrógeno de cortocircuitos y sobrecalentamientos en las zonas más sensibles. 

Elementos magnéticos

Finalmente, también hay que hacer especial mención a los elementos magnéticos, aunque ya comentamos que el eje de giro del motor de combustión interna ha de estar magnetizado para que induzca la corriente eléctrica en las bobinas.

Los núcleos de los generadores están fabricados con hierro puro, lo que significa que se necesita cuidar especialmente todo el proceso productivo de este material. De hecho, es uno de los pocos usos que tiene el hierro puro en la industria a nivel general, ya que su aplicación más común es la combinación con el carbono para la fabricación de acero.

Además, estos núcleos han de estar siempre laminados para disminuir el efecto de las corrientes de Foucault. Éstas aparecen por la combinación de conductores y elementos magnéticos necesaria en un generador y reducen su eficiencia.